Arquitectura vs diseño de interiores ¿Cuál es para ti?

Si ambas profesiones implican diseñar para el mismo espacio, ¿cuál es exactamente la diferencia entre un arquitecto y un diseñador de interiores? Y, ¿cuál de los dos se adaptaría mejor a tus intereses profesionales?

¿Cuál es la diferencia?

Los arquitectos diseñan la estructura de un edificio, determinando el aspecto de la fachada y la ubicación de los sistemas de construcción vitales. Al viajar a los sitios de construcción, pueden analizar los costos de las materias primas, el cumplimiento de los códigos de construcción, la funcionalidad, el cumplimiento de las regulaciones de seguridad, así como inspeccionar el progreso general con respecto a los plazos y presupuestos.

Esta disciplina tiende a atraer a los estudiantes que se destacan en las ciencias o las matemáticas y algunos de los mejores arquitectos son en realidad son ingenieros estructurales por formación inicial.

Los diseñadores de interiores, por otro lado, diseñan artísticamente el ambiente y la utilidad de un espacio interior basado en la psicología humana y los aspectos emocionales. Ellos también viajan al sitio para estudiar, planificar e implementar diseños para los interiores. Esta especialización exige habilidad para trabajar con diferentes tipos de personas en diferentes circunstancias; los proyectos se ejecutan en un marco de tiempo más ajustado, lo que a menudo hace que la interfaz del cliente, el contratista y el diseñador sea intensa.

Al centrarse en la estética, apelan a las conexiones y preferencias humanas. Y hacen sugerencias a los clientes sobre cómo maximizar el propósito dentro de los temas estéticos. Por ejemplo, de acuerdo con el espacio calculado para una sala de estar, un diseñador de interiores decidirá la ubicación del sofá, su color y diseño y también recomendará un sofá que se adapte a los requisitos de la familia, como la facilidad de limpieza para familias con niños pequeños y mascotas o la profundidad de la porción de asiento para los miembros de la familia de edad avanzada.

Ahora que conoce las diferencias entre un arquitecto y un diseñador de interiores, puede tomar una decisión informada para su carrera. Un mayor crecimiento y progreso requiere un aprendizaje continuo para mejorar y volver a capacitar para incorporar y mantenerse al día con la avalancha de cambios tecnológicos en ambos campos.

Artículos relacionados: Qué estudiar en la universidad